Luana Volnovich: “Quitarle los medicamentos a los jubilados es un genocidio por goteo”

Compartir

Luana Volnovich es Diputada Nacional y especialista en temas previsionales. Desde hace años trabaja en la defensa de los derechos de los mayores. Se enamoró de la política con Néstor Kirchner en 2003 y en estas elecciones encabeza la lista de Diputados del Frente de Todos junto a Sergio Massa. El pulso electoral. El clima en la calle. Su rol como feminista. La seguridad social como medida de inclusión. El desafío de luchar contra la política del desencanto: “Hay que revertir la idea de que los políticos somos todos iguales”, dice en esta entrevista exclusiva con Nuestras Voces.

Fotos: Josefina Fernández

Luana Volnovich está feliz con sus zapatillas blancas nuevas: es que con tanta caminata duelen los pies. Y es que la Diputada Nacional que encabeza la lista del Frente de Todos junto a Sergio Massa camina la provincia desde hace ya meses cuando empezó el primer tramo de campaña en el marco de las PASO y quizá, antes, desde aquellos primeros meses del 2016. Todavía se acuerda cuando recibió el llamado de Cristina, cuando la conmoción por la derrota había dejado a todos patas para arriba: “Vienen por los jubilados, Luana”. Eso le dijo la ex presidenta, mucho antes de que el gobierno de Cambiemos mandara al Congreso el paquete de leyes de la reforma previsional. “Después del cimbronazo de la reforma previsional el gobierno no se levantó más”, asegura. Y es que el tema de los viejos a Luana la apasiona. Es el área en el que se especializó y trabaja. El mejor piropo que le pueden decir es este: “Mi vieja que es jubilada te ama”. Ella dice que eso es lo que la hace más feliz. También reconoce que es de la generación que se enamoró de la política con Néstor Kirchner en 2003 y se ríe cuando se acuerda que Andrés —El Cuervo— Larroque le decía que antes era una “troska”.  En su despacho del Anexo de la Cámara de Diputados, con una agenda ajustadísima, recibe a Nuestras Voces.

—Ya empezó la cuenta regresiva hacia octubre. ¿Qué características tiene esta nueva etapa de la campaña?

 —Creo que tuvimos una inteligencia de distribuirnos entre todos los distritos, que hace que en simultáneo esté Axel en un lado, Alberto en otro, Massa en otro y el resto de los diputados en otro. Yo por ejemplo ahora vengo de Morón. Eso evidentemente nos funcionó y se puede ver en el resultado de las PASO y nos permite poder hacer esta campaña de proximidad, hablar con la gente.

—¿Qué percibís cuando hablás con la gente?

—Que la gente está muy mal y esto lo percibía antes también. Incluso cuando las encuestas en teoría no daban una diferencia tan grande. Nos hablábamos entre nosotros y realmente nos decíamos que no encontrábamos a nadie que dijera que fuera a votar a Macri. Todos te decían: “La estoy pasando mal”. Y eso que yo trabajo con jubilados que en teoría es el sector que todavía quedó más aferrado, y sin embargo los jubilados la pasan muy mal.

—Massa contó que el click lo hizo un día en el que lo pararon en un semáforo mientras manejaba y le pidieron que por favor se unieran. ¿A vos qué te hizo el click?

—A mí no me hizo el click, a Cristina le hizo el click. La realidad es que hubo un antes y un después de la decisión estratégica de este Frente que generó un mensaje para la política, para los que militamos y discutimos qué es la política y para qué es la política. El mensaje de humildad, de generosidad, de estar a la altura. Eso va a quedar para la historia. Entonces mi click fue a los 7 minutos de ese video cuando anunció a Alberto, ahí dije, “es por acá”.

—Hablás del valor de la política. ¿Creés que el resultado de las PASO es también un mensaje para Macri que intentó en estos cuatro años “despolitizar” la Argentina?

—No tengo una visión tan romántica del asunto. No estoy segura de que la sociedad argentina lo crea. Todavía creo que persiste el discurso de que “los políticos son todos iguales”. Probablemente muchos argentinos que están desilusionados con Macri, que piensan que los estafó y no lo votaron sigan creyendo que los diputados ganamos mucho, que la política es una mierda, que los políticos somos todos iguales. Creo que eso está arraigado y que vuelve a ser un desafío revertir eso.

Peronismo, pampa y victoria

—Tenés un lugar muy privilegiado en la lista, vas como segunda candidata en diputados ¿Creés que tiene que ver con tu condición de feminista? ¿por tu labor en el tema de los jubilados?

—Creo que tiene que ver con las dos cosas sin dudas. El rol de las mujeres es indiscutido. Tengo muchas compañeras como Mayra Mendoza o Fernanda Raverta que están disputando intendencias, algo impensado, así que en ese sentido creo que el rol de las mujeres es fundamental. Y también creo que es un reflejo de que las propias organizaciones se vienen decontruyendo y nos incentivan y nos animan a ocupar espacios. Creo que en nuestra organización Máximo Kirchner tiene un rol fundamental en que nosotras seamos protagonistas. Y después sí, claramente la reforma previsional es un eje clave. Fijate que después del cimbronazo de la reforma previsional el gobierno no se levantó más. La primera gran movilización post 2017, apenas ellos habían ganado esas elecciones, fue el día que se votaba la reforma previsional. El gobierno nunca más se pudo recuperar después de ese diciembre. Al poco tiempo teníamos al FMI sentado en la puerta de la Casa Rosada.

—¿Por qué crees que pasó esto?

—Creo que hay una memoria histórica con el tema de los jubilados. Mi abuela cobro 150 pesos durante diez años. Todos tenemos madres y abuelas que fueron víctimas de ese sistema. La vimos a Norma Plá llorando con Cavallo. Eso está impreso en la memoria de la gente, grabado a fuego. Pero incluso con todos los errores que nosotros pudimos tener, porque en 2015 seguramente los jubilados no cobraban lo que hubiéramos querido, creo que ningún argentino se comió la curva de que con la reforma previsional los jubilados iban a estar mejor, al contrario. De hecho hoy ganan 20% menos.

—¿Creés que este va a ser un eje central en el futuro gobierno de Alberto?

—Sí, la seguridad social es una discusión estructural siempre cuando hay una diferencia tan clara de dos modelos de país. El modelo neoliberal necesita sí o sí hacer recortes en esta materia porque es el presupuesto más grande dentro del presupuesto público y porque hay una mirada ideológica. Nosotros por el contrario creemos que la seguridad social tiene una mirada solidaria, de inclusión, de justicia social y se lleva muy mal con la meritocracia. Entonces cada filosofía y visión del mundo tiene una forma de organización. Ellos tienen la visión de las AFJO, es decir que es que se jubila el que puede. Néstor decía: “El Estado debe poner igualdad donde el mercado desiguala” y por eso para nosotros la seguridad social es una medida de inclusión. Entonces indefectiblemente sí, nosotros tenemos que recuperar la solidaridad la distribución, la seguridad social como derecho humano. Alberto hizo sus dos propuestas, la primera es el 20% de aumento para los jubilados y la segunda, los medicamentos gratuitos. El medicamento para un adulto mayor es todo. Hoy la Argentina está viviendo un genocidio por goteo. Quitarle los medicamentos a los jubilados es un genocidio por goteo.

—¿Creés que lo que pasó con el proyecto de ley de emergencia alimentaria es una antesala de cómo funcionará el Congreso, es decir, consensuando y votando en bloque?

—Sí, me parece que va a funcionar así. Nosotros somos un frente que tiene muchos espacios por lo cual va a tener una gran discusión y es el desafío de la etapa que se viene, pero esos debates siempre bajo ejes programáticos claros, que son los que nos unen. Nunca más abrir las importaciones indiscriminadamente, reactivar el consumo interno, no más tarifazos, nunca más dejar desprotegidos a los jubilados, nunca más hambre de argentina. Va a ser un Congreso que pivotee en esos ejes. Es también lo que dice CFK con el “gran acuerdo social”. CFK tiene claro que la Argentina que se viene es con un acuerdo realmente de todos, de los empresarios, de las pymes, de los sindicatos. Sino no va a haber posibilidad de progreso para nadie.

—¿Creés que está ese espíritu?

—En el 2003 Nestor Kirchner cuando reconstruye la Argentina lo hace sobre esa base. Máximo siempre dice que nosotros estamos cerca del 2003 que de otra época. Creo que hoy Alberto tiene un escenario similar. Ese es el gran desafío y la gran responsabilidad de la etapa que viene.

Kicillof con los intendentes: ampliar la ventaja con propuestas de salud, educación y trabajo

—¿Cómo te imaginás el gobierno de Axel?

—Me lo imagino como el mejor gobernador de la historia de la provincia. No tengo dudas. Es una persona muy capaz, inteligente, valiente. Y además el vínculo que tiene con la gente es único. Tiene todo para ser el mejor gobernador de la historia incluso con el escenario más difícil. Una provincia arrasada con niveles de desocupación y de hambre altísimos. Pero estoy segura que va a reconstruir la Provincia.

Comentarios

Comentarios

Tali Goldman

Tali Goldman

Es licenciada en Ciencia Política de la Universidad de Buenos Aires (UBA) y periodista. Escribe crónicas en medios digitales como Anfibia, Nuestras Voces, Latfem, entre otros. Es columnista en el programa de radio Cheque en Blanco, que se emite en Futurock. Su primer libro La Marea Sindical, mujeres y gremios en la nueva era feminista de Editorial Octubre ya va por la segunda edición.

Hacé tu anotación Sin anotaciones
Apoyan Nuestras Voces

NuestrasVoces.com.ar - 25/02/2021 - Todos los derechos reservados
Contacto