Más humor, menos violencia

Compartir

Ante la catarata de malas noticias, el humor se convirtió en la mejor manera de soportar la realidad y hasta reírse de ella. Fáchima, Mónica Cabrera y el canal YuTub son algunos de los exponentes que, con pocos recursos, hacen reír a miles a través de las redes. Dady Brieva, que interpretaba al “policía del pensamiento de Macri”, anunció que no hará más videos. La vuelta de Capusotto y el factor Tinelli.

“El exceso de realidad es perjudicial para la salud”, suele advertir el poeta y ensayista Emmanuel Taub. Ante la seguidilla de malas noticias que se suceden de forma permanente, cotidiana, y que a menudo obturan la posibilidad de pensar en la articulación de procesos, el arte es una buena salida. No necesariamente para evadirse de la realidad sino para volverla más placentera. En ese sentido, el humor es una poderosa arma que permite descentrarse de lo fáctico, darlo vuelta y abrir nuevas posibilidades de sentido.

En los últimos meses, al menos tres humoristas se destacaron como lúcidos analistas de la coyuntura política del país gobernado por Mauricio Macri: ellos son las actrices Mónica Cabrera, Fáchima y un colectivo denominado YuTub en el que Dady Brieva interpreta a un “policía del pensamiento” de la alianza Cambiemos.

Nuestras Voces te propone un repaso por estos abordajes humorísticos de la realidad, que en las últimas horas se vieron amenazados por la lógica violenta del escrache y la censura. ¿La revolución de la alegría no se banca la ironía?

Mónica Cabrera: improvisación con razones

Directora, dramaturga y actriz, Mónica Cabrera se define como una persona de teatro. Tras formarse con Alejandra Boero, trabajó en el Teatro Nacional Cervantes, en el Teatro San Martín, en el Centro Cultural Recoleta y en espacios propios que fue gestando. Desde hace unos años, se la pudo también ver en programas de televisión como Trátame bien, Malparida, Esperanza Mía y La Dueña, con Mirtha Legrand. Actualmente, protagoniza una obra de su autoría, Cassamata, todos los sábados en el Teatro Empire y canaliza sus opiniones políticas a través de videos humorísticos en YouTube. Esos videos, en los que interpreta diferentes personajes –La Señora Que Lo Votó, La Payasa- se volvieron muy populares en las redes al punto que se convirtieron en una referencia para miles de seguidores. “Se fueron viralizando porque, como ahora no hay medios fidedignos, la gente busca noticias en la web. La minoría que tiene los medios de producción también tiene los medios de comunicación”, analizó Cabrera en una entrevista con Nuestras Voces en el bar del Teatro Empire.

En uno de sus primeros videos subidos a su canal oficial de YouTube, Cabrera se personificaba como La Payasa para parodiar el mecanismo discursivo del macrismo que busca convertir a las víctimas en culpables, sintonizado de manera notable en aquella frase de Javier González Fraga de “le hicieron creer a un empleado medio que podía irse de vacaciones al exterior” . En el video de apenas dos minutos, el personaje de Cabrera pedía perdón por los lujos que había osado darse durante el kirchnerismo: “He hecho cosas terribles: he comido brócoli con ajo, ¿qué necesidad cuando hay repollo o  me puedo arreglar con un repollo o una zanahoria? Me he creído muchas cosas. Y muchas veces me he tomado taxis… ¡Me he tomado taxis!”. El monólogo se convirtió rápidamente en un hit.

“Estábamos derrochando la plata de ellos: es lo que creen y lo que nos dicen en la cara: ´no carguen nafta si no les alcanza´. Vidal dijo: ¨Les hicieron creer que podían tener calefacción.´ Está grabado y lo dice con toda tranquilidad como si le estuviera diciendo a un chico que se lave los dientes antes de ir a dormir . Macri dijo: ´A todas las minas les gusta que les digan que buen culo tenés´ No tiene ni corrección política porque tiene el poder”, enfatizó la actriz.

“Como no milito en ningún partido, no encuentro otra forma de participar más que en la actuación, porque como es tan violenta la conducción de los dirigentes que están ahora, hay un patrón violento porque subió una patronal que es como la de los años 30… Bueno, la única manera que encontré de hacer algo fue a través de los videos”, explicó Cabrera. La respuesta del público fue inmediata y por eso señaló que “es un objeto de arte político” y le da “la misma importancia que si fuera una obra de teatro o un personaje”.  “Voy a progresar para que cada vez sea mas valioso como objeto artístico”, afirmó.

¿Cómo concibe Cabrera al registro humorístico? “El humor tiene la inteligencia de la velocidad, es un arma que hay que saber usar con destreza. Si alguien como Dady Brieva habla tranquilo y sonríe, ya es dueño de sí: con autoridad, el humor produce algo de identificación y de alivio. Da resultado”. ¿Y cómo se define ideológicamente? “Yo no soy kirchnerista porque no soy peronista, pero sé cómo estaba en el 2001: vendiendo comida en la calle y haciendo obras en el Centro Cultural Recoleta, y sé lo que me pasó después. Y la diferencia no está en mi esfuerzo, porque yo me maté toda la vida para hacer todo: la diferencia está en  que me acompañó el Estado”.

Fáchima: en la piel del votante macrista

Fáchima es el nombre de un personaje ideado por Valeria, una actriz y docente de teatro que no muestra su rostro y por ahora prefiere mantener el misterio sobre su identidad  mientras sube videos semanales a una página de Facebook que ya tiene más de 15.500 likes. Como en el caso de Cabrera, las redes son el espacio elegido para quebrar el cerco mediático y abordar la realidad desde el humor.

Fáchima es un estereotipo de votante macrista, que celebra “el sinceramiento y la justicia” y condena la sanción de la ley antidespidos o elogia la actitud de Carlos Melconian, el presidente del Banco Nación que, como reveló Nuestras Voces, fue uno de los buitres que litigaron contra Argentina en el juzgado de Griesa. “En su momento invirtió en el país y ahora quiere recuperar lo suyo”, dice Fáchima con la soltura de quien está dispuesta a justificar todo lo que suceda bajo el gobierno de Macri.

“El personaje ya existía, pero cuando ganó el Pro se puso a opinar casi exclusivamente de política como una especie de desahogo mío ante la realidad demencial que propone el gobierno”, explicó la actriz a Nuestras Voces.

“Por suerte para el personaje, la cantidad de temas no para de surgir. Lástima que sea una desgracia para el país: no hay tregua”, ironizó.

“Siento mucha impotencia no sólo por lo que pasa sino por la aceptación de gran parte de la sociedad hacia lo que van haciendo. Veo a gente que defiende cosas que van incluso contra sus intereses con tal de que no esté ´la otra´a la que defenestran. Es un poco impresionante”, agregó.

Por ahora, el personaje de Fáchima no saldrá de las redes pero su creadora, Valeria, no descarta que pueda llegar a trasladarse a las tablas, al menos para un show-catarsis especial.

¿Qué pasó con Dady Brieva?

Desde principios de año, Dady Brieva fue el protagonista de una serie de spots que también circularon por las redes, esta vez como parte de un colectivo denominado YuTub. Allí, el cómico popular interpretaba a un “policía del pensamiento” del macrismo que circulaba por las calles censurando cualquier atisbo de gestualidad peronista en los ciudadanos e instigando a la “alegría”. En las últimas horas, se supo que Dady debió cancelar unos shows previstos en el norte por una baja venta de entradas y, pese a que él intentó desdramatizarlo, hubo comentarios negativos en las redes oficiales de los teatros. Además, su esposa, “La Chipi”, contó que hace unas semanas sufrió un episodio de violencia verbal al pasear con sus hijos en el shopping Paseo Alcorta: una mujer lo reconoció y comenzó a increparlo para que abandone el lugar.

Ante este escenario, Dady habló con el programa de Fabián Doman en El Trece y comunicó la decisión de retirarse por un tiempo del centro de la discusión política. “Hay momentos donde uno tiene que guardarse, porque uno por ahí es más fuerte… Yo soy un artista popular y por ahí no es el momento de opinar. Yo no soy un tipo que tenga que informar. Si mi opinión o mi humor, en vez de sumar siento que estoy restando, la verdad que no…Ya llamé a silencio, no hago más videos”, relató.

Sus interpretaciones eran las más vistas de las redes y ya habían cosechado un público cautivo. ¿Los fans podrán convencer a Dady de cambiar de idea?

La excepción a la regla

Mientras disfrutamos el regreso  que Capusotto y Saborido armaron de Micky Vainilla, esta vez en el cable –Peter Capusotto se emite este año por TNT y ya no por la Televisión Pública-, la única referencia humorística directa al presidente Macri y sus políticas en TV abierta se ha dado en la pantalla de Showmatch. En medio de una relación cada vez más tirante con el gobierno, que envía a sus trolls a insultarlo cada día por Twitter, Marcelo Tinelli redobla la apuesta y muestra a un presidente torpe, insensible y obsesionado con el ahorro de energía. En una escalada que parece no terminar, en la emisión del viernes el Mauricio de la ficción dijo, con el rictus imperturbable que lo caracteriza, que había timbreado en la casa de un obrero metalúrgico y se sorprendió porque nunca había visto a uno de cerca y parecía ser una persona normal.

Casualmente o no, el actor encargado de imitar a Macri es Freddy Villarreal, el mismo que personificó a Fernando de la Rúa mejor que nadie.

Comentarios

Comentarios

Hacé tu anotación Sin anotaciones


NuestrasVoces.com.ar 2017 - Todos los derechos reservados - Contacto