La voz de la Ceocracia en educación

Compartir

Macri y Vidal son la voz del capitalismo financiero global disciplinando docentes que defienden sus derechos. Son la voz de la lógica economicista que ve en la educación un gasto a reducir. Son la voz de una postura ideológica que exige castigo a quienes desafían al poder concentrado, al statu-quo, a quienes defienden el desarrollo del pensamiento crítico. Son los que defienden la competencia salvaje, la meritocracia, la xenofobia, el proyecto pedagógico de los organismos internacionales para los pueblos a saquear y explotar. Son la voz de la precarización laboral, del uso arbitrario y compulsivo del tiempo de trabajo, del sobre-empleo, de la privatización, de la postergación de la salud laboral docente.

“La violencia de los opresores no instala otra vocación que la ser menos.” PAULO FREIRE

Macri y Vidal son la voz del capitalismo financiero global disciplinando docentes que defienden sus derechos. Son la voz de la lógica economicista que ve en la educación un gasto a reducir. Son la voz de una postura ideológica que exige castigo a quienes desafían al poder concentrado, al statu-quo, a quienes defienden el desarrollo del pensamiento crítico.

Son los que defienden la competencia salvaje, la meritocracia, la xenofobia, el proyecto pedagógico de los organismos internacionales para los pueblos a saquear y explotar. Son la voz de la precarización laboral, del uso arbitrario y compulsivo del tiempo de trabajo, del sobre-empleo, de la privatización, de la postergación de la salud laboral docente.

Son los que demonizan y desprecian a los sindicatos docentes y a sus dirigentes. Son los que siempre intentaron destruir los estatutos del docente porque son una herramienta de defensa de derechos histórica. Son los que hablan de “calidad educativa” en base a falsas evaluaciones estandarizadas que ignoran las peculiaridades regionales e institucionales y sólo tienen en cuenta resultados en detrimento de los procesos. Son los que encaran la negociación laboral como una guerra en la que hay rehenes, enemigos, amenazas, premios y castigos. Son los autores del “haga lo que pueda con lo que tiene (siempre poco) y nosotros (el sistema) evaluamos al final los resultados.”

Son los que implementan políticas y asignan recursos sin tener en cuenta las reales necesidades sociales sino las demandas del mercado. Barren la escuela pública y popular como proyecto cultural colectivo e histórico y la consideran como una empresa de servicios, formadora de mano de obra barata, con la menor inversión posible. Son los que maltratan al docente, lo acusan de ser un vago mal-entretenido que simula situaciones de enfermedad y se toma porque sí todas las licencias posibles obligando al Estado a un gasto en múltiples suplentes que en realidad nunca existen. Esto se paga con bajos salarios y descuentos.

Vidal despide la educación

Son los que ignoran que el trabajo docente, el proceso de enseñar y aprender, genera situaciones socio-afectivas que van mucho más allá de lo prescripto por las regulaciones y el curriculum visible. Que se trata de un espacio donde ambos enseñan y aprenden, juntos, con la comunidad, donde se tejen relaciones inter-subjetivas que dejan profundas huellas en la vida de todos los protagonistas.

Son los que ignoran las múltiples dimensiones del proceso educativo, las múltiples pobrezas que lo atraviesan , la pluriculturalidad, los ineludibles conflictos, el contexto peculiar y único de cada institución, las determinaciones y condicionamientos sociales, políticos, económicos y culturales, la dialéctica de una praxis compleja que cada día enfrenta a los trabajadores de la educación a nuevos desafíos.

Son los históricos enemigos de la escuela democrática, pública, popular, no-dogmática, crítica, liberadora. Pero son así: inoperantes, ignorantes, autoritarios, dogmáticos, hipócritas, mentirosos, egoístas, individualistas, clasistas, racistas, xenófobos, misóginos, violentos, mitómanos, dañinos.

NOSOTROS somos los que siempre hemos enfrentado a este enemigo del pueblo, que tiene distintas máscaras y actitudes, pero que siempre ha perseguido los mismos objetivos bajo el mandato del Imperio. NO LO PERMITIREMOS, NO PASARÁN.

Mandá tu nota

Comentarios

Comentarios

Mi Voz

Mi Voz

Los artículos de nuestros lectores. Porque Nuestras Voces no es un medio, es una comunidad. Para escribir tu artículo ingresá al menú Mi Voz, opción Escribí tu nota.

Hacé tu anotación Sin anotaciones