Prefectos como testigos para reforzar la teoría del enfrentamiento

Compartir

Se cumplen tres meses del asesinato de Rafael Nahuel durante un operativo represivo en Villa Mascardi y aún no se sabe quién le disparó por la espalda. El juez Villanueva citó a declarar como testigos a 14 prefectos por pedido de la fiscal federal interina Silvia Little, que busca reforzar la teoría del “enfrentamiento” con los mapuches a pesar de que en la zona sólo se encontraron restos de las armas utilizadas por el Grupo Albatros. Se esperan los resultados de las pericias.

Al cumplirse tres meses del asesinato de Rafael Nahuel el caso sigue impune. Aún la Justicia no logró determinar cuál de los agentes del Grupo Albatros de Prefectura disparó el arma que mató al joven mapuche de 22 años de un tiro por la espalda.

Mientras se supone que para la primera semana de marzo estarán finalizados los informes técnicos del Centro Atómico Bariloche (C.A.B.) de los barridos electrónicos sobre los restos nitrados de las cintas de carbono, el juez, Gustavo Villanueva, citó a declarar como testigos a 14 efectivos de Prefectura.

Ninguno de los prefectos convocados a prestar declaración se encuentra imputado en la causa ya que no participaron de la cacería ni se les secuestraron las armas que portaban en aquel momento pero fueron parte del grupo que se encontraba en Villa Mascardi el 25 de noviembre de 2017.

Los efectivos de Prefectura que deberán comparecer ante el magistrado entre 12 y el 16 de marzo son: el principal Leandro Ruata; el ayudante de primera Osvaldo Villalba; los cabos Horacio Cornejo, Saúl Encina, Miguel Ángel Aguirre, Diego Brest, Javier Galarza y los integrantes de Marina Dahiana Retamales, Gonzalo Valenzuela, Ángel Medina, Ignacio Salinas, Nicolás Ramírez, Ariel Noguera, Hugo Duarte e Iván Caballero.

Ruata, Villalba, Cornejo, Encina y Retamales prestan servicio en la Delegación Bariloche de Prefectura Naval Argentina y el resto de los agentes pertenece a la Agrupación Albatros de la P.N.A. con sede en San Fernando, provincia de Buenos Aires.

Ningún prefecto estaba herido luego del supuesto enfrentamiento

La fiscal y el “enfrentamiento”

Los prefectos fueron citados a declarar por pedido de la fiscal federal interina Silvia Little. Según fuentes con acceso al expediente la funcionaria considera en su solicitud que Leandro Ruata, jefe de la Prefectura Naval Bariloche, “podría explicar la división de tareas entre los efectivos, las indicaciones que siguió el personal al momento de custodiar el predio de Villa Mascardi, cómo tomaron conocimiento de lo ocurrido y sus primeras impresiones en el lugar”.

En su pedido formal al juez la fiscal Little expone que sería “conducente escucharlos en calidad de testigos ya que, en caso de no haber estado presentes al momento exacto del enfrentamiento ocurrido en la montaña, al menos podrían narrar sus vivencias de las situaciones previas o posteriores a lo acontecido”.

Cabe resaltar que Silvia Little –en consonancia con la versión del Ministerio de Seguridad– insiste con la teoría del “enfrentamiento” aunque esta vez le agrega “ocurrido en la montaña” y no a “400 metros” como indicaba aquel informe que difundió la cartera al mando de Patricia Bullrich a horas del asesinato de Rafael Nahuel.

La fiscal se mantiene firme en su postura a pesar de que en el peritaje –en el que ella misma participó– realizado en la lof Lafken Winkul Mapu el 7 de diciembre de 2017, sólo encontraron vainas servidas de 9 milímetros y postas de goma de cartuchos anti-tumulto pertenecientes a los Albatros.

Silvia Little expresó en su petitorio que es necesario “incorporar  sus testimonios  al sumario, de modo tal de poder conocer cómo estaban ubicados en el terreno, quién estaba al mando, si existía una cadena de órdenes en este sentido y cómo se desarrollaron los momentos previos al hecho”.

“Creemos que está muy bien que se llame a estos prefectos a brindar declaración testimonial. Pienso que de ahí van a surgir un montón de datos que hasta el momento no se tienen como por ejemplo: quién daba las órdenes, quién decidió que vaya ese grupo de Albatros para arriba, hasta qué altura tenían permitido patrullar y otras informaciones que desconocemos”, dijo a Nuestras Voces Matías Schraer, uno de los abogados defensores de Fausto Jones Huala y Lautaro González.

El juez que investiga a la víctima

Entre el diálogo y el reclamo

Tras dos meses de cuarto intermedio la mesa de diálogo volvió a reunirse el pasado jueves. Con la participación de representantes de las comunidades mapuches, el Obispado de San Carlos de Bariloche, el Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI), el Consejo de Desarrollo de Comunidades Indígenas de la Provincia de Río Negro zona andina, la Coordinadora del Parlamento del Pueblo Mapuche-Tehuelche de Río Negro, la Defensoría del Pueblo de Bariloche, la Secretaría Nacional de Niñez Adolescencia y Familia, la UNITER/CTA, la Universidad Nacional del Comahue, la APDH Bariloche y La Matanza, la Asociación Abogados de Derecho Indígena y la Mesa Nacional por la Paz y el Diálogo Intercultural el punto de encuentro fue el Centro Regional Universitario Bariloche de la Universidad Nacional del Comahue.

La Mesa expresó su preocupación por los informes del Ministerio de Seguridad y solicitó que los referentes gubernamentales lleguen con una posición más clara en relación al mecanismo para la resolución de conflictos y que se establezcan plazos para su concreción más allá de la expresión de buenos deseos.

“Es necesario establecer la vía de resolución de conflictos que debe ser institucional y no judicial o represiva, como ocurrió en el caso de la lof Lafken Winkul Mapu”, expresaron en su comunicado oficial.

La APDH Bariloche planteó que el conflicto no se ha superado ya que no se trata únicamente de frenar la violencia sino de obtener una solución. Reclamó que los funcionarios estatales den una respuesta basada en el derecho que supone “que se retire la denuncia penal a la lof Lafken Winkul Mapu y que se detenga el juicio por usurpación en la que hay compañeros mapuches procesados e imputados”.

Los integrantes de la mesa de diálogo, a excepción del INAI, propusieron solicitar a Parques Nacionales, a través de una nota formal que será elevada en los próximos días, que retire la denuncia penal y eventualmente solicite una mediación.

Acordaron una nueva reunión para el 27 de marzo aunque en caso de ser necesario la mesa se reunirá inmediatamente.

En tanto familiares, compañeros y amigos de Rafael Nahuel convocaron a una marcha para reclamar justicia al cumplirse tres meses de su asesinato. Si bien el domingo es la fecha exacta la concentración será el próximo lunes 26 en la esquina de Brown y Onelli, desde las 18, en la ciudad de Bariloche.

“Exigimos castigo a todos los culpables y responsables materiales y políticos de su asesinato” es la consigna de la movilización de la que participarán murgas y comparsas para “recordarlo con la alegría que caracterizaba a Rafael”, dijeron.

En tres meses se dijeron muchas mentiras y se avanzó menos de los esperado en la investigación. Días atrás el diario Clarín, en una de sus operaciones mediáticas para dejar bien parada a la ministra Patricia Bullrich, publicó que “habrían hallado restos de pólvora en las manos del mapuche” cuando desde el Centro Atómico Bariloche le confirmaban a Nuestras Voces que “aún no han concluido con los informes técnicos” y que todo se trataba de “una gran mentira”. Una más, en este caso.

La familia, sus amigos, compañeros de militancia junto a una parte de Bariloche continúan luchando para que se haga justicia y se sepa, de una vez por todas, quién asesinó por la espalda a Rafael Nahuel.

Comentarios

Comentarios

Ulises Rodríguez

Periodista y locutor. Especializado en temáticas culturales, escribió en Anfibia, Infobae y la Revista Acción. Formó parte de Infonews y realizó publicaciones en Escribiendocine.

Apoyan Nuestras Voces

NuestrasVoces.com.ar - 24/01/2022 - Todos los derechos reservados
Contacto